sábado, 1 de octubre de 2022

Somos el último verano

 Hola, ¿qué tal? 

Antes que nada, quería daros las gracias por vuestros mensajes de ánimo, sois lo mejores. Poco a poco se irá saliendo de esta etapa tan dura, pero es reconfortante ver los seguidores tan bonitos que tengo, jo.

Yo aquí estoy hoy, intentando ir disminuyendo mi lista de reseñas pendientes. Tened en cuenta que el libro que traigo hoy lo leí en febrero, así que voy un poquito mal con las actualizaciones jaja Intentaré ponerme las pilas, para por lo menos a final de año haber publicado todas las reseñas de los libros que he leído hasta finales de junio, como mínimo. Espero conseguirlo, no sé cómo, pero lo intentaré.



Nombre: Somos el último verano.


Saga: Cabana #5


Autora: Susanna Herrero.


Editorial: Amazon.


Páginas: 487.


Cuando ella cree haber dejado atrás su pasado, pero al bajar de un avión y verse inundada por el calor del Mediterráneo y los recuerdos su corazón… Bum. Cuando él parece pasar de todo, pero la repentina e inesperada luz de una habitación se le clava en el pecho y… Bum. El fin de una era.










Con esta reseña, me despido de la maravillosa familia Cabana, al tratarse del último libro de los que son protagonistas. He de decir que me da mucha pena saber que no voy a tener más libros de ellos, pero todo principio tiene su final.
Este libro, sinceramente, ha sido el que menos me ha gustado de los libros principales de la serie, cosa que me ha dejado un poco descontenta, porque esperaba otra despedida de la historia.

"Tengo un montón de capas. Más capas que cualquiera. Son mis capas de pintura. Así me gusta llamarlas. Qué original soy. Pero me la suda. Sin ellas, tengo la sensación de vivir a corazón abierto. Y no se puede ir por la vida a corazón abierto. Ya solo la lluvia que cayera desde el cielo lo empaparía, arrugaría y oprimiría. Ya solo la lluvia... Sustituyámosla por truenos, relámpagos o, mucho peor: por actos humanos. Sería un desastre, y no me lo puedo permitir, así que...
Capa.
Capa.
Capa".

Los protagonistas de este libro son Álex y Adrián. Álex, a la que diferenciamos del Alex del primer libro por la tilde en la A y porque es una chica, la vecina de los Cabana cuando eran más pequeños, que se marchó de buenas a primeras y nunca más volvieron a mencionarla. Uno de los problemas principales que he tenido con el libro ha sido ella, y es que no me ha gustado nada. Cuando empieza el libro, su manera de narrar de ella me recordaba bastante a Dylan, de hecho, eso se menciona al final del libro, y es algo que no veo demasiado creíble, porque si ya encontrar a una persona tan intensa y aturullada como Dylan es complicado, imaginaos dar con dos. Pero no ha sido eso lo que me ha molestado de nuestra protagonista femenina, sino no me gusta la gente que sale de tu vida sin ser echado, haciendo daño, para luego volver y pretender que todo está igual. Me puedes contar lo que quieras de que en aquel momento tenías 18 años, pero ahora tienes treinta y lo primero que haces es trepar por una ventana y exigir que te traten con cariño, como si no hubiera pasado nada. No puedes regresar después de años sin contacto con Adrián y exigir que todo sea lo mismo y que te acepte, que te deje entrar en su vida dando bandazos, las cosas no se hacen así. Y sus motivos tampoco me convencieron del todo, lo siento. Lo mismo con lo relativo a su sueño, en mi opinión, debería haberse dado cuenta bastante antes, ya que yo soy graduada en derecho y de eso me di cuenta en los primeros años de carrera, y esto es España, imaginaos en EEUU, donde el derecho es mucho más agresivo y las prácticas que se usan no es que sean muy limpias...

Por otro lado, me ha sorprendido lo mucho que he conectado con Adrián, porque en los libros anteriores no es que me cayera muy bien, la verdad es que era el que menos me gustaba de los Cabana con diferencia. Sin embargo, en esta novela he comprendido el porqué de sus capas y la razón de lo borde que es a veces, además, me siento identificada con su sensibilidad. Sinceramente, es un personaje que ha ganado puntos de manera notable. Me gusta cómo es con sus hermanos, cómo está pendiente de todo sin que los demás se den cuenta, y cómo se abre poco a poco con quién él considera merecedor de entrar en su vida. Además, gracias a él el libro está impregnado de amor hacia la pintura, se nota que le apasiona y que el arte es la forma de demostrarle a su alma que la escucha. Con Álex vemos esa pasión reflejada en la poesía, es una combinación que queda espléndida.

"No eres consciente de las consecuencias de tus decisiones hasta que el transcurso del tiempo te las muestra. Ojalá conocerlas de antemano. O no. Porque entonces la vida no sería una aventura. Hay que equivocarse para aprender qué es lo que queremos y lo que no queremos. Y, a veces, hay que equivocarse más de una vez. Oh, y más de diez".

Por supuesto, me he reído mucho, cosa que los Cabana siempre consiguen, debido a sus momentos disparatados, sus juegos de preguntas y respuestas, conversaciones disparatadas de WhatsApp, etc. Me siento parte de la familia, me encantan sus momentos juntos, y es que ya sé identificar el tipo de humor de cada uno, o las reacciones que van a tener ante x cosas. No obstante, considero que algunas bromas se usan de manera tan reiterada que llegan a cansar, como el tema del queso. Desde el primer libro se nos menciona que los Cabana no son muy fans del queso, algún guiño sobre ello está bien, pero con este libro llegó un momento en el que me apetecía darles queso solo para ver si los dejaba fuera de combate un rato, que estaban muy pesados con eso una y otra vez. 
Asimismo, es cierto que el libro va avanzando y llega a un punto en el que hay un cambio en el que parece que de repente hemos cambiado de libro sin darnos cuenta. La parte de acción final me ha sobrado, no pega nada en esta novela y está metida con bastante calzador, descoloca mucho y no tiene razón de ser. La historia va por un camino y genera un tipo de ambiente durante la mayoría de sus páginas, y de buenas a primeras se pasa a otro rollo completamente diferente de forma muy brusca y sacándote fuera de todo lo anterior.


Finalmente, el epílogo fue conmovedor, es perfecto para cerrar el ciclo Cabana, aunque sé que los voy a echar mucho de menos.

¿Habéis leído estos libros? ¿Me recomendáis otras historias de Susanna Herrero?

¡Besotes!



domingo, 25 de septiembre de 2022

El vals de la bruja

Buenas a todos, 

¿Cómo estáis? Yo la verdad es que he tenido una semana bastante dura, porque el lunes falleció de manera repentina una persona a la que quiero mucho, así que vamos tirando. Sé que hace un montón que no publico, más de un mes, pero es que me falta tiempo, para tener más contacto diario conmigo sabéis que tenéis el Instagram (@adictaloslibrob), aunque me he puesto como meta estar más por aquí y publicar más a menudo reseñas, porque tengo muchísimas atrasadas. El agobio es real.

En fin, espero que disfrutéis de la entrada. 


Nombre: El vals de la bruja.


Saga: El vals de la bruja #1


Autora: Belén Martínez.


Editorial: Urano.


Páginas: 512.

Londres, 1895. Todo indicaba que podría ser una noche más en la Academia Covenant, cuando Eliza Kyteler y Kate Saint German, dos jóvenes Sangre Negra, deciden despertar a todos los muertos del cementerio Little Hill. Lo que parecía una simple travesura, se convierte en una expulsión definitiva de la Academia Covenant. Ahora, lo único que le queda a Eliza es ser presentada en sociedad y encontrar al marido perfecto. Dos cosas que, por más que sea la prioridad número uno de sus tíos, es la última en la lista de deseos de Eliza. Pero mientras sus días comienzan a transcurrir entre llamativos vestidos, telas caras y bailes en donde todo lo que brilla parece ser oro, una oscura amenaza comienza a crecer en los rincones más oscuros de Londres. Veintisiete años después del asesinato de los padres de Eliza, la muerte vuelve a azotar a los Sangre Negra. Y cada víctima aparece en un estado más macabro que la anterior. ¿Quién está detrás de los asesinatos de los Sangre Negra? ¿Cuál es la amenaza que pone en peligro tanto a los brujos como a los no mágicos?






Hasta ahora no había leído nada de Belén Martínez, pero ganas no me faltaban. Además, pude verla un ratito, cuando se conectó al evento online organizado por Puck para anunciar sus novedades y me pareció una mujer muy simpática, a la par de guerrera. Este libro suyo me llamó la atención desde que salió, no solo por la portada tan atrayente que tiene, sino por su tema principal: las brujas. Hacía mucho tiempo que no leía nada sobre ellas, y ya sabéis que son uno de mis puntos débiles, así que lo tomé como una señal del destino para reencontrarme con este estilo de historias.
En realidad, mi decisión para leerlo, al menos en este tiempo y no quedar entre mi lista infinita de pendientes, fue motivado porque se lo regalé a una amiga por su cumple y acordamos leerlo las dos para comentarlo, que tenemos una lista de libros para leer en común jeje

"Cuando más grande es la subida, mayor es la caída. Al final la familia quedará destruida y nadie podrá impedirlo".

La verdad es que ha sido una lectura que me ha sorprendido gratamente, gustándome más de lo que esperaba. Uno de los puntos fuertes que tiene es la gran cantidad de guiños que se encuentran entre sus páginas, tanto a historias ficticias como a hechos y personajes históricos. como fueron Ana Bolena y lo que le ocurrió en la Torre de Londres, la desaparición de los pequeños príncipes o la historia de la condesa sangrienta y las menciones a Jack el Destripador. También me ha gustado mucho la nueva versión que la da la autora a la Teoría de los Humores de Hipócrates, una teoría mediante la cual hablaba de cuatro tipologías de personas basándose en los líquidos del cuerpo, que a su vez, se relacionaban con los cuatro elementos. Me ha encantado el nuevo sentido que Belén Martínez le da en esta novela, muy acorde con la historia. En cuanto al toque ficticio, me ha dado muchas vibes de Harry Potter y Sabrina, cosas de brujas, al primero por todo el tema de la magia y la vestimenta, y la segunda porque el centinela me recordaba a Salem, que fueran demonios me pega más con Las escalofriantes aventuras de Sabrina, y también por la tía de Eliza, que podría haber sido perfectamente un mix de las tías de Sabrina. Asimismo, tenemos una parte muy propia de Los Bridgerton, por la ambientación victoriana, las presentaciones en sociedad en Londres, los grandes bailes organizados, donde las chicas buscan esposo y son invitadas a bailar sin parar, teniendo su carnet de baile lleno. Como veis, es un libro con una gran combinación de elementos que encajan a la perfección. 

"Los vencedores siempre son los buenos. Y siempre ha sido los que han escrito la historia -continuó él. Esta vez, sus palabras estuvieron empapadas por un regusto agridulce-. Eso convierte a los narradores en unos mentirosos".

Considero que se mantiene muy bien el misterio, ya que desde el principio intuimos que los famosos Sybil y Markus, leyendas de los Sangre Negra, ya fallecidos, y padres de nuestra protagonista, hicieron algo en el pasado con grandes repercusiones, pero no sabemos exactamente qué fue, ni tampoco qué relación tiene con los asesinatos que empiezan a cometerse. Lo mismo pasa con Aleister Valle, el mago más temido, que parece estar pudriéndose entre rejas, pero, ¿es tan malo realmente, o es un personaje que se mueve entre tonos de gris? Aparte de ello, he disfrutado de la distinción que hace la autora entre los Sangre Roja, aquellas personas no mágicas y sin ningún conocimiento sobre el mundo de las brujas, como nosotros, y los Sangre Negra, los brujos y brujas. Me ha gustado que se diferencie entre los diferentes hechizos, maldiciones y demás, y que para algunas cosas haya que utilizar sangre, dependiendo del tipo de magia que quieres hacer. A su vez, el papel de los centinelas me ha parecido muy atractivo, porque son compañeros de vida y escasean, ya que no todo brujo puede tener uno, solo aquellos afortunados. Trece me ha encantado, sobre todo porque parece un animal inofensivo, pero nada más lejos de la realidad, y sus comentarios sarcásticos siempre están presentes y le dan vidilla a la lectura, además de que se nota que ha vivido muchos años y tiene gran experiencia, y lo más importante, aprecia a Eliza de verdad.

Me ha parecido muy curioso cómo la autora nos presenta a la sociedad de los Sangre Negra, en el sentido de que son gobernados por el Aquelarre, que se supone que se ocupa de protegerlos, manteniendo la naturaleza de los Sangre Negra Oculta, evitando que los Sangre Roja conozcan de su existencia, y desterrando a aquellos que ponen en peligro su seguridad (o encerrándolos en una prisión). Asimismo, normalmente hablamos de brujas, en femenino, pero en este libro se atisba una clara discriminación por razón de sexo, ya que se conservan los roles que primaban en la época victoriana incluso en la sociedad brujil, puesto que las mujeres deben tener un marido, comportarse como señoritas y no meterse demasiado en asuntos de poder. Tienen más libertad que las mujeres Sangre Roja, pero siguen empañadas por los hombres que tienen a su lado, a los que se les dan muchísimas más facilidades. 

También se plasman bien otros tipos de sensaciones, como es la de sentirse ninguneada, y la manera en que la gente tiene expectativas altísimas sobre una persona por quiénes fueron sus padres, y lo decepcionante y las inseguridades que provoca en esa persona el no llegar a cumplir las ideas que los demás se hicieron sobre ella, o incluso sentirse fuera del mundo al que se supone que perteneces. Esto lo vemos en Eliza, una protagonista que me ha gustado, porque, a pesar de que es un poco impulsiva, siempre se arriesga por las personas a las que quiere, es capaz de investigar hasta el final y no duda en ponerse en peligro por ayudar de manera desinteresada. Otro de mis personajes preferidos ha sido Serena, porque pienso que Eliza es bastante injusta con ella. Es verdad que al inicio es repelente, pero en realidad se porta mejor de lo que parece y es una chica inteligente, que sabe manejar hilos. Andrei también me conquistó, tal vez no tenga nada especial para hacerlo, de hecho, a veces es un poco seco y borde, pero desde que entra por primera vez en escena, no deja de brillar en la lectura, y que sea húngaro le da un plus, no sé, me gusta para la historia. El significado de el vals en el libro también me ha gustado, le da un toque con encanto, y escuché la pieza que es la que bailan Eliza y Andrei, y es preciosa. 

"Todo está relacionado. Cualquier acción, por mínima que parezca, traerá enormes consecuencias".

Como punto negativo, diré que hay cosas que, en mi opinión, no están nada bien explicadas, porque están contadas de una manera confusa, en la que no queda claro qué fue lo que sucedió. La autora va hacia delante y hacia atrás, contando cosas que ya pasaron, o dando fragmentos que luego se van conjuntando con otras piezas que encajan en el puzle, pero a veces se transmite de forma liosa y eso hace que no se entiendan bien las cosas, llegando a dudarse sobre lo que hizo cada uno o sobre la cronología de los acontecimientos. Lo mismo me pasó con algunos comportamientos, sinceramente, no le vi sentido a la explicación de que la persona que estaba cometiendo los asesinatos los llevara a cabo, ya que cuando se le descubriera no iba a poder conseguir lo que quería, porque iba a tener el efecto contrario a lo que buscaba, creo yo. También he echado un poquito en falta aún más magia, sí que hay hechizos y cositas como algunas invocaciones o la creación de homúnculos (vendrían a ser prácticamente clones), pero quería más. Que Eliza fuera mala estudiante sobre ello no me hizo gracia, porque la limitaba a la hora de usar hechizos. Quitando eso, ha sido un libro que he disfrutado mucho, me ha resultado ligero de leer y me ha dado esa dosis de brujería que tanto necesitaba.

Por último, no caigáis en el error, como yo, de pensar que se trata de un libro autoconclusivo. Cuando me acercaba al final, ya se iba viendo que había cositas que se dejaban en el aire, y, efectivamente, la autora actualmente se encuentra escribiendo la continuación de la novela.

¡Besotes!


domingo, 14 de agosto de 2022

El ladrón del rayo

 ¡Hola, hola!

¿Cómo estáis? Ya estamos a mediados de mes, ¡cómo pasa el tiempo! ¿Estáis disfrutando de agosto? ¿Mucho calor por vuestra zona?

Os dejo con una nueva reseña, espero que os guste

:

Nombre: El ladrón del rayo.


Saga: Percy Jackson y los dioses del Olimpo #1


Autor: Rick Riordan.


Editorial: Salamandra.


Páginas: 288.

¿Qué pasaría si un día descubres que, en realidad, eres hijo de un dios griego que debe cumplir una misión secreta? Pues eso es lo que le sucede a Percy Jackson, que a partir de ese momento se dispone a vivir los acontecimientos más emocionantes de su vida. Expulsado de seis colegios, Percy padece dislexia y dificultades para concentrarse, o al menos ésa es la versión oficial. Objeto de burlas por inventarse historias fantásticas, ni siquiera él mismo acaba de creérselas hasta el día que los dioses del Olimpo le revelan la verdad: Percy es nada menos que un semidiós, es decir, el hijo de un dios y una mortal. Y como tal ha de descubrir quién ha robado el rayo de Zeus y así evitar que estalle una guerra entre los dioses. Para cumplir la misión contará con la ayuda de sus amigos Grover, un joven sátiro, y Annabeth, hija de la sabia Atenea. El ladrón del rayo da comienzo a una apasionante serie de aventuras sobre un mundo secreto, el mundo que los antiguos dioses griegos han recreado a nuestro alrededor en pleno siglo XXI.





Si sois fans de Harry Potter, estad atentos, porque esta saga os va a interesar. Seguramente ya la conocéis de sobra, yo la leí hace muchos años, creo que justo diez, y ahora he querido releerla, para continuar con las sagas posteriores relacionadas y también aprovechando que Disney + ha confirmado que la adaptará como serie (cosa que me ha hecho mucha ilusión, ya que las pelis no tuvieron el éxito que se esperaba y tampoco se reflejó todo lo de la historia como esta merecía).

Percy Jackson lleva una vida relativamente normal, salvo por su déficit de atención y dislexia, hasta que un día una de sus profesoras se convierte en una furia, criatura de la mitología griega, su amigo Grover le dice que han de huir y acaba en un campamento Mestizo, un campamento para gente como él, mestizos, nacidos de la unión entre un dios y un mortal.

"Ser un mestizo es peligroso. Da miedo. La mayor parte del tiempo, consigues que casi te maten de diferentes formas dolorosas y desagradables."

Llamativo, ¿verdad? Creo que el libro tiene tres cosas especiales que son las que consiguen que nos enganchemos. La primera de ellas, la mitología. Rick Riordan introduce a los dioses griegos, costumbres que tenían en Grecia, rivalidades entre sus hijos, criaturas como las furias, el minotauro, sátiros, centauros, o la letal Medusa, de una manera muy original, adaptándolo todo al mundo moderno. Aprendes leyéndolo, porque, pese a ser un libro de ficción middle-grade, te van contando de manera amena los mitos relacionados con cada personaje. De los dioses, me ha parecido curioso conocer a Dioniso, ya que parece un borde redomado y parece que no se toma nada en serio, además de ser bastante irascible. También me ha parecido un acierto introducir a un oráculo y a sus profecías, siempre añade intriga y hace que intentemos adivinar qué acontecimientos ocurrirán y qué papel tendrá cada personaje en ellos.
La segunda cosa que me ha encantado es la narración. Todo está contado con un tono de humor, Percy nos cuenta su historia de manera divertida y nosotros solo queremos saber más. Se hace muy ligero, también es que es un libro de poca extensión y hay acción en la mayoría de sus páginas, así que es normal terminarlo de casi una sentada. Hay situaciones bastante disparatadas, que hacen reír, dentro de la seriedad del asunto en cuestión, que es evitar que los dioses se enfaden y arrasen con todo a su paso, que no es moco de pavo.

La tercera cosa clave es lo maravillosos que son los personajes, en concreto, me referiré al trío principal. Por un lado, Percy, un niño que no entiende qué está pasando, pero que no duda en embarcarse en una peligrosa aventura para salvar al mundo. Me parece un chico muy divertido y me encanta que sea el hijo de quién es, sobre todo por los poderes que tiene. Por otro lado, tenemos a Grover, el fiel compañero, que protege a Percy siempre que puede, o al menos, lo intenta. Y, finalmente, Annabeth, una chica un poco seca al principio, pero muy inteligente, que guarda muchas cosas en su interior y será necesaria para enfrentarse a los peligros que irán apareciendo. Lo que menos me gustó fue que el autor nos pinta a niños de once años actuando como si tuvieran veinte, y no solo actuando, sino también hablando. Entiendo que quería abarcar un público joven, pero creo que se pasó, o bien con la corta edad de los protagonistas, o bien con la manera en la que se expresan y las tareas que hacen. Es algo que choca bastante y puede llegar a molestar un poco. Es verdad que la primera vez que leí los libros, hace diez años, yo era mucho más pequeña y esto apenas lo notaba, pero ya con la edad que tengo, me ha chirriado.

El final lo deja todo en el aire para la segunda parte, con nuevos descubrimientos y una gran traición.

¿Habéis leído la saga? ¿Os gusta la mitología?
¡Besos!


sábado, 6 de agosto de 2022

Sirena de niebla

 ¡Hola, adictos a la lectura!

¿Qué tal estáis? Yo mucho más relajada, agosto es un mes con menos trabajo, gracias al cielo. Al menos estoy teniendo las tardes más libres, que voy a utilizar para prepararme un examen que se supone que será en noviembre, aún no han dado las fechas exactas. Voy atrasadísima con las reseñas que publicar, pero bueno, intentaré traerlas poco a poco. Espero que disfrutéis mucho de la que os traigo hoy:


Nombre: Sirena de niebla.


Autor: H. de Mendoza.


Editorial: Amazon.


Páginas: 272.

¿Qué pueden tener en común una joven inadaptada y rebelde en un programa de reinserción, y un farero ermitaño, alcoholizado y fabulador? Descúbrelo en esta novela que propone un giro al tema de la amistad entre caracteres irreconciliables y personajes antagónicos. Costa del Sol. Lara, una chica fascinada por la cultura del skate y el copywriting, no se imagina lo que va a cambiar su vida cuando conoce al indescifrable Arseni, que la introducirá en el peligroso mundo de los piratas informáticos y el cibercrimen. Amenazada por la mafia rusa, buscará refugio y redención en un faro solitario donde conocerá al anciano Ángel, junto al que viajará a través de sus aventuras, reales o imaginarias, más allá del Estrecho. Una combinación explosiva de intriga policiaca y criminal, servicios de inteligencia y agentes secretos, amistad inesperada, romance, acción, enigmas e incluso profecías. Sirena de niebla tiene todos los ingredientes de un thriller nórdico, pasados por el tamiz propio de una costa malagueña refugio de criminales y mafias. Después de HeroLeaks y de Senda y el murmullo de las caracolas, ya puedes disfrutar de la tercera novela de H. de Mendoza y dejarte llevar por su estilo inconfundible y cinematográfico.





Una joven siendo arrestada. Así comienza Sirena de niebla, presentándonos una situación que nos deja descolocados y nos hace querer saber más desde la primera página.
Me ha gustado mucho la protagonista, Lara. Desde el primer momento llama la atención su situación, porque, ¿qué es lo que puede haber hecho una adolescente para estar metida en el lío que se ha metido ella? Esa primera parte del libro me encantó, porque vamos conociendo a nuestra protagonista y a su grupo de amigos, y vemos cómo van influyendo en ella las compañías y a qué empieza a dedicarse. El autor alterna presente con pasado, algo que me parece brillante, porque consigue engancharnos sin darnos cuenta, y es que cuando parece que vamos avanzando con una cosa, nos corta y sigue con la otra línea temporal, y así sucesivamente. Es muy fuerte el tema a tratar, porque es algo de actualidad que seguramente esté sucediendo a diario y ni nos lo planteamos, no nos damos cuenta. Solo diré que estamos muy expuestos a la manipulación.

"-¿Sabes lo que significa el nombre de Arseni en ruso?
-Es como Arsenio, ¿no? ¿Eso no es un mineral?
-Sí, je, je. También. Pero significa <<fuerte>>.-Entonces apretó mi mano con la suya y la levantó hacia el horizonte, donde comenzaba el ocaso-. Aunque no sirve de nada una mano fuerte si no tiene qué defender."

 Asimismo, se disfruta la lectura por Lara, que es una chica que sabe mucho, pero a la vez es muy inocente, se cree que todos los que la rodean son buenos y está dispuesta a protegerlos, incluso cuando se da cuenta de la gravedad de la situación. Es una chica sin pelos en la lengua, eso sí, un poco malhumorada en ocasiones, pero me ha caído muy bien y me gusta su manera de recordar las cosas, porque las cuenta de manera muy bonita. Otro personaje muy interesante es Arseni, por el misterio que entraña y que en realidad uno no sabe si fiarse o no de él, ya que da mala pinta desde que nos lo describen por primera vez. 
De la segunda parte, me gustó mucho la ambientación en el faro. Creo que le da un toque solitario, de retiro, y a la vez de misterio. Me parece el lugar perfecto para la continuación de la historia. Allí conocemos a Ángel, otro personaje maravilloso, porque es más bruto que un arado, y cuenta tantas historias que no sabemos cuánta verdad hay en ellas. Ángel de primeras parece un borracho un poco antipático, pero luego lo conocemos y he de decir que las apariencias engañan. Es bonito ver el vínculo que va creando con Lara, a base de discusiones al principio, todo hay que decirlo.
Lo que me ocurrió con esta parte del libro fue que se me hizo un poco lenta, y es que todo transcurre de manera pausada, y algunas historias de Ángel la verdad es que se me hicieron un poco pesadas, cosa que me da pena, porque eran vitales para la historia. No sé si es que yo estaba dispersa o qué, pero me costaba concentrarme en esas partes, y había muy pocos detalles sobre la trama criminal, por así decirlo, así que empezó todo a desinflarse un poco. Finalmente, el desenlace llegó de manera repentina, pasan cosas importantes en un abrir y cerrar de ojos y todo se resuelve de manera muy rápida. Me hubiera gustado que se puliera un poco lo relacionado con Arseni y su familia, y que lo ocurrido al final, lleno de acción, durara un poco más. Ya que otros asuntos fueron relatados de manera más pausada, creo que esto se podría haber desarrollado más, o al menos que hubiera más escenas de ese tipo, que amenazaran la seguridad de Lara. Finalmente, me gustó mucho el hecho final, lo que explica el misterio y el sentido de las cartas de enviaba Ángel, creo que el autor le dio un enfoque muy bueno.

¡Muchísimas gracias al autor por el ejemplar!

¡Besos!



domingo, 17 de julio de 2022

Cuentos afilados en noches extrañas y otras puñaladas

 ¡Buenas noches!

¿Cómo estáis? Mi mes de julio está siendo horrible, en el sentido de que no paro de trabajar. Estoy deseando que llegue agosto para tomarme un minidescanso, la verdad. Hoy os traigo la reseña de un libro un poco diferente, a ver qué os parece.


Nombre: Cuentos afilados en noches extrañas y otras puñaladas.


Autora: Bebi Fernández.


Editorial: Planeta.


Páginas: 288.


Cuentos como puñales, relatos afilados directos al corazón, aforismos que zarandean tu mente, capaces de abrir o cicatrizar heridas profundas. Textos que siempre cierran en alto, que fulminan con dos frases, con los que disfrutar y reflexionar y ante los que el lector no puede mostrarse indiferente. Potentes, sensibles, pedagógicos, combativos, profundos, estimulantes. En definitiva: necesarios. Bebi Fernández, una vez más, nos acerca derrochando imaginación y creatividad a la descarnada realidad y a la injusta cotidianidad de los más vulnerables y de los más rebeldes, pero también nos lleva a nuestro interior más íntimo. Bebi Fernández viene a prender fuego a las conciencias.






De Bebi Fernández me encantó su bilogía Salvaje, por el tema tan crudo que trata y cómo te transmite esa voluntad de ver el mundo arder ante las injusticias que se cometen día a día. También leí otro libro suyo, Amor y asco, que estuvo bien, pero no me caló tanto, será porque a lo que ahora se le llama poesía contemporánea a mí no termina de convencerme. Cuando vi que iba a publicar este libro, y que se trataba de cuentos, dije: oye, ¿por que no probar? Ya que no había visto como se desenvolvía en este tipo de libro. La verdad es que me ha gustado, pero esperaba otra cosa.

Este libro me ha dejado con la sensación de que va de más a menos. Empieza fuerte, con cuentos que te hacen pensar y dan una vuelta de rosca en el último momento. Son cuentos afilados, directos, reflexivos y sorprendentes. He apuntado los títulos de varios que me gustaron, entre los que destaco Una piruleta afilada, El cuadro, Olvido o Matrioska. Son cuentos que me llegaron, de una manera u otra, y me dejaron pensando mucho en ellos. Es una pena que de cara a la segunda mitad del libro, la cosa se desinflara, los cuentos se hicieran más repetitivos, previsibles y sin chicha, al menos, en mi opinión, no llegaban a la altura de los iniciales. Y de las puñaladas finales ninguna me caló hondo, son directas, pero no llegaron a convencerme.

"Tenían las manos sangrando por el tira y afloja. Estaban tan concentrados en ganar que no entendían que realmente cada uno tiraba hacia su lado porque quería acercar al otro".

Me ha gustado que la autora, a través de estas microhistorias, trate de temas importantes. Personalmente, me resultó curioso lo de la alexitimia, puesto que yo no sabía que existía y me ha gustado conocer más sobre la enfermedad y que se dé visibilidad a este grupo reducido de personas que la sufre. También me gustó mucho el significado de otro cuento, que venía a decir que la gente se comporta de la manera que otros piensan que es para reforzar tal teoría, porque ellos mismos de verdad llegan a creerlo. Esto es algo de lo que ha habido estudios científicos y es un tema que me maravilla y asusta a partes iguales, porque demuestra la importancia que tiene la opinión de los demás para nosotros, sin darnos cuenta, ya que es algo que hacemos inconscientemente. Otro mensaje que me gustó fue que uno no puede juzgar el dolor que sienten los demás, cada uno tiene sus batallas y cada uno las afronta como mejor puede, y algo que para ti es insignificante, para otra persona puede ser un mundo, y hay que respetarlo.

En definitiva, este es un libro con muy buenos mensajes y con cuentos que marcan, pero va perdiendo fuelle y llega un momento en el que se vuelve más plano. Seguiré leyendo a Bebi, porque creo que tiene mucho que decir todavía.

¡Besos!




domingo, 3 de julio de 2022

Stay with me

 ¡Hola, hola!

¿Qué tal vais? Yo feliz porque ayer defendí el TFM y estoy aprobada jeje Me queda entregar la memoria de prácticas dentro de unos meses y termino el máster, ¡por fin!


Os dejo con la reseña de un libro que leí hace unos meses, voy bastante atrasada con las reseñas, pero bueno, poco a poco voy avanzando en las publicaciones.



Nombre: Stay with me.


Saga: Te esperaré #3


Autora: J. Lynn


Editorial: HarperCollins.


Páginas: 440.


At 21, Calla hasn't done a lot of things. She’s never been kissed, never seen the ocean, never gone to an amusement park. But growing up, she witnessed some things no child ever should. She still carries the physical and emotional scars of living with a strung-out mother, Mona—secrets she keeps from everyone, including her close circle of college friends. But the safe cocoon Calla has carefully built is shattered when she discovers her mom has stolen her college money and run up a huge credit card debt in her name. Now, Calla has to go back to the small town she thought shed left behind and clean up her mom’s mess again. Of course, when she arrives at her mother’s bar, Mona is nowhere to be found. Instead, six feet of hotness named Jackson James is pouring drinks and keeping the place humming. Sexy and intense, Jax is in Calla’s business from they moment they meet, giving her a job and helping her search for Mona. And the way he looks at her makes it clear he wants to get horizontal . . . and maybe something more. Before Calla can let him get close, though, she’s got to deal with the pain of the past—and some very bad guys out to mess her up if she doesn't give them her mom.











Esta tercera entrega me ha gustado mucho, la verdad es que ha subido bastante el nivel, sobre todo si la comparamos con la novela anterior.
A Calla la conocemos porque sale en libros anteriores, es amiga de Teresa. Aparece lo suficiente como para introducirla y que nos acordemos de su nombre, pero no como para conocerla realmente. La verdad es que pensaba que su historia iba a ser con Brandon, que le parecía un chico guapísimo y siempre se le iban los ojos hacia él, por lo que me sorprendió ver como la autora decidió tomar otro rumbo, que ha sido el idóneo, creo yo.

La historia comienza cuando se da cuenta de que no tiene nada de dinero en el banco, dinero que necesita para pagar la matrícula de la universidad, porque su madre lo ha sacado de la cuenta bancaria de la que comparten titularidad. La madre de Calla siempre ha estado metida en asuntos turbios, con malas compañías, así que Calla va a buscarla al lugar donde vive, pero se encuentra conque ha desaparecido. Así que para conseguir algo de dinerillo, empieza a trabajar en el Mona's, el bar de su madre.

Este libro, como suele suceder con los que son de este género, está lleno de drama. Hay drama por todos lados, no voy a negar lo evidente, pero me ha gustado mucho, porque la autora en esta ocasión ha sabido llevarlo a la perfección. Me ha gustado cómo trata, especialmente, el tema de las cicatrices de Calla, lo insegura que se siente ella cuando se mira, los recuerdos que vienen a su mente, recuerdos que le gustaría olvidar... Es muy fácil empatizar con la protagonista, ha tenido un pasado muy duro y parece que la vida no le da tregua. El tema de su madre y su relación con asuntos de cuestionable legalidad también me ha gustado y le ha dado un punto de intriga y acción al libro, además del romance, porque queremos saber qué le ha pasado y también es un peligro que Calla ande tan pancha por la calle cuando a su madre la están buscando por un asunto bastante peliagudo. 

De los protagonistas, diré que me han encantado tanto ellos como su relación. Reconozco que Jax al principio me dio un poco de grima por su manera de hablar y de acercarse a Calla en el bar, no sé, me pareció el típico chulo baboso, pero con un par de apariciones más, ya me tenía conquistada. Se preocupa mucho por Calla, es muy inclusivo con ella y adora sus cicatrices, le hace ver lo bella que es por dentro y por fuera, y eso me caló en el corazón. Calla también me ha gustado mucho, porque es una chica fuerte, sigue siempre adelante, no importa las piedras que se encuentre en el camino, y también me gusta ver cómo va cogiendo seguridad y descubriendo que es capaz de hacer mucho y aprende a valorarse. También tenemos apariciones de los protagonistas de los libros anteriores, son más bien fugaces, visitas que le hacen a Calla, pero es genial saber cómo les va.

El desenlace me gustó mucho, en todos los aspectos, salvo en lo relativo a una casa (no especifico, para no spoilear), porque no me parece una decisión coherente por parte de un personajes tras todo lo que sucede a lo largo del libro.

¡Besotes!



LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...