jueves, 23 de junio de 2022

Lady Midnight

 ¡Buenas, buenas!

He perdido un poco el hilo de los libros de Cazadores de sombras, porque estaba leyendo uno al mes, pero llevo desde el año pasado sin tocar uno (este lo leí en diciembre). De todas formas, pienso poner remedio a eso pronto, a ver si hay suerte y este mes leo ya la continuación.


Nombre: Lady Midnight.


Trilogía: Cazadores de sombras, Renacimiento.


Autora: Cassandra Clare.


Traductora: Patricia Nunes Martínez.


Editorial: Destino.


Páginas: 688.


Han pasado cinco años desde el final de Ciudad del Fuego Celestial. Los padres de la cazadora de sombras Emma Carstairs fueron asesinados y desde entonces su hija no ha dejado de buscar al culpable. Ella, junto a su parabatai, Julian, empiezan a investigar una demoníaca trama que se extiende por los lugares más glamurosos: desde Los Ángeles hasta las playas de Santa Mónica. Emma no puede evitar la poderosísima atracción que siente hacia su compañero, una relación que las leyes de los cazadores prohíben. Una auténtica caja de sorpresas que enlaza tramas, personajes y conexiones de los descendientes con sus ancestros.





Antes de empezar la reseña, os aviso de que antes de leer este libro tenéis que haber leído la trilogía Los Orígenes, los seis libros de la saga Los Instrumentos Mortales, el libro de relatos Crónicas de Magnus Bane y el libro de relatos Tales from the Shadowhunters Academy. Si no, no vais a entender muchas cosas de la historia, ni los guiños, ni conoceréis a los personajes de esas sagas que aparecen también en este libro. Además, como opinión personal, no me gusta que hayan cambiado el título de la trilogía, pienso que hubiera quedado mucho mejor que se llamar Los artificios oscuros, y no Renacimiento, pero es lo que hay.

"Cuando amas a alguien, se convierte en una parte de ti. Está en todo lo que haces. Está en el aire que respiras, en el agua que bebes; su voz permanece en tus oídos y sus ideas en tu cabeza. Conoces sus sueños porque sus pesadillas se te clavan en el corazón, y sus sueños buenos son también los tuyos. Y no crees que es perfecto, sino que conoces sus defectos, la auténtica verdad de sus defectos y las sombras de todos sus secretos, y eso no te hace alejarte, de hecho, lo amas más por eso, porque no quieres que sea perfecto."

A los protagonistas de esta nueva historia los conocimos ya en Ciudad de Fuego Celestial, que sucedió cinco años antes de la historia actual, donde los personajes sufrieron sucesos traumáticos y determinantes para su situación familiar. El caso es que Julian y Emma se hicieron parabatai (pareja de cazadores de sombras, no a nivel sentimental, sino de amistad y lucha) para que no los separaran, sino que los mandaran a vivir juntos al mismo instituto, y Mark continúa en la Cacería Salvaje. Esa situación se mantiene en el presente, donde los protagonistas son adolescentes, y entonces empiezan a suceder una serie de asesinatos de lo más extraños, que cumplen las mismas características de lo que les ocurrió a los padres de Emma.

Ya sabéis que soy una gran amante del mundo de los cazadores de sombras, por lo que antes de leer el libro, ya sabía que me iba a gustar. Este libro lo he visto narrado de una manera más cuidada, se nota que la autora cuida hasta el último detalle, vemos a una Cassandra Clare con una madurez como autora y eso se nota. Una historia más trabajada, personajes bien caracterizados, todo mucho más argumentado sobre todo el comportamiento, relaciones y personalidades de las personajes. Sin embargo, he de decir que, por lo pronto, son los personajes que menos me han calado de todas las sagas que ha escrito, al menos por ahora. En realidad, Emma me gusta, aunque a veces sea muy impulsiva y le puedan sus ansias de venganza, pero es valiente, con carácter, enérgica y tiene mucha ferocidad. Su amor por su espada, Cortana, me ha enternecido, pero a la vez me preocupa, tanto cariño hacia una espada no puede ser sano jaja. Julian me ha gustado un poco menos, porque, aunque se nota que se preocupa por Emma y también por sus hermanos, ya que ejerce de padre, no me gusta que a veces piense tanto las cosas, parece que no es capaz de dar un paso hasta meditarlo demasiado y eso hace que vaya por detrás y que tome decisiones poco acertadas en algunos momentos. Me han encantado el resto de los hermanos Blackthorn, cada uno con sus peculiaridades, muy diferentes entre sí, aunque es cierto que de ellos tenemos pinceladas. El que más interesante me ha resultado es Mark, porque tiene muchos secretos que desconocemos, su tiempo con las hadas lo ha cambiado mucho y no sabemos qué esperar de él. También me ha hecho gracia su manera de hablar, tan cortés y anticuada. La que sí que no me termina de convencer es Cristina, me parece algo sobreactuada y que intenta caer bien, no me parece que las cosas le salgan de manera natural, aunque seguro que serán cosas mías. Y Diana también me dejó un tanto indiferente.

"A veces, pensó Emma, se sentía como si fuera una cometa, y Julian el que la hacía volar: volaba por encima del suelo y él la mantenía ligada a la tierra. Sin él, estaría perdida entre las nubes".

Reconozco que la primera parte del libro es un poco más lenta, cuesta un poco arrancar, pero luego ya la intriga aumenta, sobre todo en lo relativo a los asesinatos. También sabremos más sobre la historia de los Blackthorn y sobre las reglas que hay para los parabatai y hasta donde puede llegar la fuerza de sus runas. Hay mucha acción y misterio, queremos saber a qué vienen esos asesinatos y quién los comete. Por otro lado, contamos con nueva ambientación, pues esta vez nos encontramos en el Instituto de los Ángeles, lo que implica tensiones diferentes entre las familias y nuevos secretos, cómo no. En especial, interesa todo lo que envuelve al tío Arthur, y también lo referente a los parabatai, tanto la fortaleza que añade esa unión como el porqué de la prohibición de que los parabatai se enamoren. Además, contamos con apariciones de personajes que aparecen en entregas anteriores, cosa que me hace gritar de emoción porque soy una fan de los pies a la cabeza.

El final me dejó con muchas ganas de continuar con la historia, porque todo termina en un punto muy interesante, las diferentes tramas se quedan en momentos clave, así que estoy deseando saber más de la historia. Espero leer la continuación dentro de poquito.

¡Un beso!




viernes, 17 de junio de 2022

Besar a un ángel

 ¡Hola a todos!

¿Cómo estáis? Espero que a tope, ¡que ya es viernes! Yo aquí estoy, con ganas de traeros nuevas reseñas, que tengo muchísimas pendientes, a ver si poco a poco van saliendo. Sobre lecturas, ahora mismo estoy releyendo el cuarto libro de Percy Jackson, el cual espero terminarlo a lo largo del fin de semana.


Nombre: Besar a un ángel.



Autora: Susan Elizabeth Phillips. 



Editorial: Ediciones B.



Páginas: 512.

La bonita historia de amor entre Daisy una superficial mujer de la alta sociedad, con Alex, un apuesto y desalmado joven que la arrastrará a la aventura del circo itinerante. La bonita y superficial Daisy Devreaux debe elegir entre ir a la cárcel o casarse con el misterioso hombre que su padre ha escogido para ella. Las bodas concertadas no se dan en el mundo moderno, ¿cómo ha llegado Daisy a esa insostenible situación? Alex Markov, tan impresionantemente guapo como hosco, no tiene intención de jugar a ser el novio cariñoso de una cabeza hueca adicta al champán. Dispuesto a domarla a su manera, arrastra a Daisy desde su destacado lugar en la alta sociedad hasta un pequeño circo itinerante. Pero este hombre sin alma ha tropezado con una mujer que es todo corazón. Antes de que pase mucho tiempo, la pasión los lanzará a las alturas sin red de seguridad... ¿Lo arriesgarán todo en busca de un amor que dure eternamente?





Susan Elizabeth Philips es una de las autoras más aclamadas en lo que a literatura romántica se refiere. Esta es la primera novela que leo suya y he de decir que me ha gustado bastante, quiero leer más libros suyos.
Es cierto que Besar a un ángel representa unas conductas un tanto cuestionables para la época en la que nos encontramos. En concreto, no me gusta cómo trata el protagonista en muchas ocasiones a Daisy, porque la trata como si fuera estúpida, y no solo la trata así, sino que piensa que es así. Además, se toma un poco a risa que ella tenga miedo algunas veces. Puedo entender que todos inicialmente solemos formarnos una idea sobre alguien, en este caso, entiendo que Alex cuando ve a Daisy piense que es una niña mimada que no aguantará con él ni dos segundos, pero de ahí a cómo la trata... En fin. De todas formas, hay que tener en cuenta de que el libro es de 1996, fue escrito hace unos cuantos años y las cosas han cambiado, en esa época estaban bien vistas algunas cosas que se presentan en la novela que ahora han cambiado, por lo que no tomé esto muy en serio a la hora de disfrutar de la novela.

"-Ya no te amo -susurró ella. -No te amo en absoluto.
A él se le puso un nudo en la garganta.
-No importa, cariño. Yo tengo amor suficiente por los dos".

La verdad es que, pese a ser un libro de romance y haber disfrutado del tira y afloja entre los protagonistas, o, más bien, ver cómo poco a poco se hacían el uno al otro y empezaban a soportarse, para luego admirarse y finalmente encariñarse, no ha sido la relación romántica lo que más me ha gustado. En realidad, para mí lo mejor del libro ha sido la ambientación circense. Me  encanta que las novelas estén ambientadas en el circo, les da un toque diferente, artístico y mágico. Lo que más me gustó fue, sin duda, la relación de Daisy con los animales, cómo va estableciendo vínculos con ellos y también cómo cada uno de ellos tiene una personalidad propia y un encanto singular. Adoraba cada vez que Daisy limpiaba las jaulas, visitaba a los elefantes, o a determinado tigre, al que todo el mundo le tiene miedo. Lo mejor de la novela para mí fue eso, me gustaba más el trabajo de Daisy en el circo que el romance, algo muy curioso.  He de decir que es muy fácil empatizar con Daisy, porque la pobre no entiende nada, la sueltan en un lugar lleno de desconocidos, la ponen a trabajar como una mula y todo el mundo desconfía de ella y le hacen unas jugarretas horribles y graves. Yo sufría con ella, la verdad, encima es un personaje bastante inocente, entonces más abusaban.

También me pareció muy original que la autora introdujera el cliché del matrimonio por conveniencia en la época contemporánea, cosa que demuestra que no todo está inventado y siempre se puede dar un nuevo enfoque, ya que por lo menos yo siempre he leído los matrimonios de conveniencia en novelas históricas.

La historia se lee muy rápido, la verdad es que atrapa, gracias a los diálogos fluidos entre los personajes y también que la labor de Daisy en el circo no tiene descansos y siempre hay algo nuevo que descubrir. Eso sí, no me gustó que la autora quisiera "salvar" a un personaje que es malo y cruel desde el principio, digo salvar en el sentido de que, después de haberse comportado como una verdadera víbora durante toda la novela, al final se la quiere dejar como que tiene su corazoncito. Quitando eso, la verdad es que el libro me ha hecho pasar un muy buen rato, así que repetiré con la autora.

¡Besotes!


sábado, 11 de junio de 2022

Cuidado, no mires atrás

 ¡Hola a todos!

¿Cómo estáis? Yo he estado estos días un poco mala, aunque parece que ya me voy recuperando. He subido el trabajo de fin de máster, por fin, ya solo me queda defenderlo y terminar las prácticas para terminar esta etapa formativa.

Hacía tiempo que no leía un thriller, así que ya tocaba, ¿verdad? Espero que os guste la reseña que os traigo hoy.



Nombre: Cuidado, no mires atrás.


Autora: Jennifer L. Armentrout.


Traductor: Jofre Homedes.


Editorial: Maeva.


Páginas: 400.

La noche en que Sam perdió la memoria, también desapareció su mejor amiga, Cassie. Mientras trata de rehacer su vida, se da cuenta de que no quiere volver a ser quien era. Bajo la brillante fachada de su antiguo yo se ocultaba una chica odiosa, y estaba claro que ella y Cassie eran grandes enemigas. Para Sam perder la memoria ha sido como ganar la lotería. Pero Cassie sigue desaparecida y alguien más sabe lo que ocurrió aquella noche, alguien que no está dispuesto a correr el riesgo de que Sam recupere la memoria. La única garantía de que Sam siga viva es que no recuerde nada.






Ya sabéis que adoro a Jennifer L. Armentrout, es una autora que me hace sentir mucho con sus libros, que enganchan como cosa mala. La he visto en fantasía y en new adult, así que verla desenvolverse en un nuevo género, como es el thriller, es toda una aventura, tenía muchas ganas de saber cómo sería la experiencia. He de decir que ha cumplido mis expectativas.

Imaginad que os despertáis y no recordáis nada, solo un lugar donde había sangre y que vuestras uñas están partidas, una especie de bosque y la sensación de caer. Del resto, de vuestros padres, amigos, pareja y demás, no hay ninguna clase de recuerdo. Eso es lo que le ocurre a Sammy, tras ser encontrada por la policía a la deriva. Todo parte de un punto muy interesante, vaya que sí. 
La intriga se mantiene durante todas las páginas del libro, porque poco a poco se van descubriendo datos y conociendo personajes, sabemos quién puede estar más o menos involucrado, pero no de qué manera. En un momento llegamos a sospechar de cualquiera que se nos acerque y no sabemos si con sus opiniones y acciones están intentando manipular a la protagonista. Además, sigue abierto el caso de Cassie, la mejor amiga de Sammy, que desapareció con ella y no llegaron a encontrarla, y de la cual Sammy tampoco recuerda absolutamente nada. Se crea un aura de misterio muy buena, que va aumentando a medida que Sammy empieza a recibir mensajes sobre lo que vivió y empieza a buscar maneras de recordar. Todos los personajes tienen algo que esconder, porque la mayoría forman parte de familias ricas que se basan en aparentar y tienen muchos secretos detrás, así que todos serán sospechosos en algún momento para nosotros, incluida la propia protagonista.

Me ha gustado la forma en la que se trata el tema de la amnesia, creo que la autora lo plasma muy bien. Sobre todo, choca cómo Sammy es ahora y va descubriendo las maldades que hacía y cómo trataba a la gente, porque era una verdadera bruja, la típica chica popular que se burla de los demás y es cruel con la gente. Es duro ver cómo lo que descubres de ti misma no te gusta, pero también es como una nueva oportunidad de volver a sentir todo de nuevo, probar los sabores, conocer a las personas... También se plantea cómo es para las personas de alrededor, las expectativas que tienen sobre la persona que eres y de que vuelvas a ser como antes.

Lo único que me ha resultado un poco flojo es el final. Digamos que la autora tira por algo un poco usual, no sé, es verdad que sorprende, pero no tanto... Creo que la historia tenía mucho potencial y que se lo curró a lo largo del libro, así que me habría gustado un final algo más impactante, pero bueno, no es que esté mal. Simplemente, baja el listón, en comparación con el resto del libro, al menos en mi opinión.

¡Besos!



domingo, 22 de mayo de 2022

La cuenta atrás para el verano

 ¡Hola, hola!

Sé que hace bastante que no me paso por aquí, pido perdón. No estoy encontrando mucho tiempo, todo sea dicho. Estoy bastante más activa en instagram, porque es más fácil subir el contenido desde el móvil y tengo todo más a mano, os dejo el usuario por si os apetece tener más contacto por ahí: @adictaloslibrob. Pero bueno, pese a la falta de tiempo, voy a intentar traeros reseñas, aunque haya más tiempo entre una y otra. 

Hoy os traigo un libro que leí hace unos meses, empecé a leerlo en el avión cuando fui a Madrid a ver a uno de mis mejores amigos, y la verdad es que me gustó.



Nombre: La cuenta atrás para el verano.


Autora: La Vecina Rubia.


Editorial: Libros cúpula (Planeta).


Páginas: 416.


LA VIDA SON RECUERDOS Y LOS MÍOS TIENEN NOMBRES DE PERSONA ¿Sabrías decir cuántas personas han formado parte de tu vida y cuántas han sido capaces de cambiarla? Las últimas son las que realmente importan. Lauri, la primera y más responsable amiga de la infancia y Nacho, mi primer amor de la adolescencia. La malhumorada y siempre sincera Lucía, la calmada Sara y el sarcástico Pol. También Álex, el que siempre vuelve, y la única mujer capaz de susurrar gritando, Laura. Y por supuesto, MI PADRE, en mayúsculas. La cuenta atrás para el verano entrelaza en el tiempo, la vida de una rubia, que soy yo, y la de las personas que han supuesto el aprendizaje más útil que atesoro, porque en el fondo, conocer a las personas más importantes de tu vida es conocerte a ti misma. Nombres propios que me ayudaron a dar el salto desde la adolescencia a la madurez, despeinándome en el camino el pelazo, pero construyendo un cerebro debajo. Esta novela está basada en ilusiones reales que me he inventado algunas veces. Reconocer cuáles es algo que estará dentro de cada una de nosotras.





La Vecina Rubia es una influencer que siempre me ha gustado, porque tiene un humor irónico muy bueno, escondiendo tras elementos "superficiales" reflexiones profundas y comentarios muy inteligentes; contribuye a causas que merecen la pena, relacionadas con ONGS, emergencias... y es una gran amante de la ortografía. Además, en el mismo día con ella puedes reírte a carcajadas o llorar como una magdalena, y es que por lo menos conmigo ha conectado más allá de la pantalla y ha logrado crear un chat de amigas maravillosos con los miembros de su comunidad.
Cuando vi que iba a sacar un libro, no sabía exactamente cómo sentirme, porque me encanta seguirla en redes, pero ya una novela eran palabras mayores. Reconozco que me invadió el prejuicio del influencer escritor, ese que te dice que una persona, simplemente por ser conocida, consigue publicar un libro, a pesar de que este no cumpla lo que se le exige a otros para poder ser publicados. Sé que los prejuicios son malos, sé que no debería haber pensado así, pero son cosas que vienen a mi cabeza y me dan desconfianza, no es justo, lo sé, y debo corregirlo. De hecho, la pobre Vecina por culpa de estas cosas se habrá tenido que esforzar el doble, porque tiene que cargarse ese prejuicio que está en la mente de muchas personas. El caso es que yo no pensaba leerlo hasta que pasara un tiempo y empezara a ver reseñas de todo tipo, para contrastar opiniones y decidir si al final me animaba. Total, que la vida me sorprendió cuando mi madre apareció a la semana de salir el libro con él en la mano, porque me lo había comprado al verlo en el escaparate, ya que ella sabe que adoro la cuenta de esta mujer. ¿Tengo la mejor madre del mundo? Confirmo. En fin, ya tenéis la explicación de por qué he acabado leyéndolo tan pronto.

"La vida es como una serie donde los protagonistas van cambiando constantemente; unas temporadas son más interesantes, otras menos, en otras aparecen nuevos personajes secundarios y en otras vuelven protagonistas olvidados, pero cada año esperas un estreno con toda la ilusión del mundo."

El caso es que el libro me ha resultado muy entretenido, lo he disfrutado mucho. Ha habido partes con las que he conectado más y otras con las que he conectado menos, pero me ha gustado. De hecho, coincido en lo que la mayoría dice de él, leerlo es como irte a tomar un café con una amiga a la que no ves desde hace tiempo y poneros al día de vuestras cosas. La Vecina nos habla de las personas que fueron importantes para ella o que le enseñaron algo valioso en la vida, como su primer amor, su grupo de amigas, su padre... Nos cuenta anécdotas que podría haber vivido cualquiera, lo que hace el libro un poco más nuestro, de hecho, hay una que cuenta de las fiestas del pueblo con su amiga Laura que me ha dado verdadero miedo, porque a una amiga le pasó exactamente lo mismo. No sé cuánto de esta historia le pasó a ella, cuánto son recopilaciones de vidas de otras personas y cuánto es ficción, pero es una novela muy realista, que está escrita de forma que hace que leerlo se haga amena, que te rías y que asientas ante muchas verdades que cuenta la autora y empatices con ella. Porque todos nos hemos fijado en esa persona que no era tan buena para nosotros, pero que justificábamos todo lo que hacía porque estábamos cegados de amor, todos hemos tenido un viaje inolvidable, sentido saltar el corazón en el pecho o pasar por dificultades. Me gustaría resaltar, especialmente, tres partes. La primera es la de Nacho, porque refleja la juventud, el primer amor, el ser inocente y darlo todo en una relación, y también que que una persona tome las decisiones por nosotros, aunque crea que lo haga por nuestro bien, no es lo correcto. La segunda es la parte de Álex, porque me sentí muy reflejada en ese tipo de relación en el que uno aparece cuando quiere y el otro siempre está ahí porque está enganchado. Es muy duro, la autoestima lo sufre y el corazón aún más. Y bueno, la tercera es la de su padre. Yo ya sabía lo que le había ocurrido al padre de la Vecina al seguirla en redes, por lo que cuando llegué a sus capítulos, preparé el paquete de kleenex. Creo que la parte que más me llegó, la más emotiva con diferencia, y es que, si en estas páginas no es necesario vivir una situación similar para empatizar, imaginad si estáis viviendo algo parecido, lo que es mi caso (no es el mismo caso exactamente, pero sí tiene relación). Me sentí tan representada y acompañada, con todo, con la no aceptación, el no poder de hablar de ello sin llorar, el salir y no contar nada a tus amigos, en parte porque sabes que no cambiará nada, en parte porque no quieres amargarlos y molestarlos con tus problemas y también te gustaría desconectar de todo lo malo que pasa en tu vida, el dolor en el pecho, el enfadarte con la situación, no entender por qué la vida es tan injusta y ver como se va apagando una persona. Es muy duro, y es un proceso en el que te sientes muy solo, porque normalmente la gente no lo entiende, aunque lo intente. Por eso en esas páginas me he sentido muy arropada.
También disfruté, por supuesto, de las vivencias con sus amigas, aunque mi preferida era Lucía, con diferencia, y fue justamente con la que ella tuvo su distanciamiento. Es una pena, porque me pareció la más auténtica de todas, porque aunque muchas veces no queramos oír determinadas cosas, necesitamos escucharlas. Lucía a veces era un poco bruta, pero muy buena amiga, porque la protegía y no maquillaba las cosas, decía las cosas como eran. Entiendo que a veces eso no nos viene bien y lo que buscamos es una persona que nos diga sí a todo, pero al final nos damos cuenta de que quiénes son amigos de verdad, dicen las cosas como son, y creo que la Vecina con el tiempo, también se dio cuenta. Hubo partes del grupito que me gustaron mucho, pero es cierto que algunos  capítulos se me hicieron un poco más pesados, dependía de la persona y también de lo que nos contara sobre ella.
He de reconocer que hay muchos guiños a publicaciones suyas en redes sociales y frases muy suyas, así que había partes del texto que parecía que había leído ya una infinidad de veces, porque ya las conocía y bueno, eso puede cansar un poco, si ya estáis acostumbrados a seguir su cuenta. Asimismo, al estar contado todo desde la visión de la Vecina, no he sentido conexión con los otros personajes, en general, porque es como si alguien te hablara de otras personas, pero tú no llegaras a conocerlas. Y del final, decir que con tanto revuelo de que nadie contara nada sobre él, pidiéndose eso por todos lados, me esperaba otra cosa. Es un buen final, pero sin más, diría que es lo normal que puede pasar en la vida, ¿no? Que me gustó, pero tampoco es un final que rompa los esquemas.

En fin, la verdad es que me ha gustado bastante más de lo que esperaba. Se habla de que tendrá segunda parte, si es así, seguramente la leeré.

¡Besotes!







domingo, 17 de abril de 2022

La reina de nada

 ¡Buenas noches!

¿Cómo estáis? ¿Qué tal termináis la semana? Yo contenta, estos cuatro días libres me han servido para cargar pilas, que lo necesitaba. Hoy os traigo la reseña del final de una trilogía que, en mi opinión, ha ido de menos a más. Os dejo con ella.

Nombre: La reina de nada.


Trilogía: Los habitantes del aire #3


Autora: Holly Black.


Editorial: Hidra.


Páginas: 432.

La exiliada reina mortal de Faerie, Jude, ya no tiene poder alguno y aún está recuperándose de la traición que ha sufrido. Pero está decidida a recuperar todo lo que le han arrebatado. Y su oportunidad llega cuando su hermana Taryn le pide ayuda porque su vida está en peligro. Jude deberá regresar a la traicionera corte de Faerie si quiere salvar a su hermana. Pero Elfhame no está como antes de que Jude se fuera. La guerra es inminente. Y Jude va a tener que entrar en territorio enemigo para retomar el sangriento juego de poder de los inmortales. Y, cuando una poderosa maldición se desate y cunda el pánico, Jude deberá elegir entre consumar su ambición o conservar su humanidad…






Recuerdo que cuando terminé el primer libro de la trilogía dije, bueno, está bien, pero no me pareció para tanto, y más teniendo en cuenta las opiniones tan buenas que había cosechado. El segundo libro me gustó más, porque los personajes tienen un mayor desarrollo y hay mucho más salseo. Ahora que he leído el tercer y último libro, puedo decir que me ha parecido el mejor de todos y que entiendo el hype por esta historia, puesto que esta última entrega se convirtió en una de mis mejores lecturas del año pasado.

Este libro es un continuo vaivén de emociones durante todas sus páginas. La tensión se nota en el ambiente, partiendo de la base de la jugada de Cardan en el final del libro anterior, que deja a Jude al margen de lo que ocurre en el mundo feérico. Sin embargo, esta no se rendirá y acabará por volver a las tierras que tuvo que abandonar, como era de esperar. 
Es un libro con mucha acción y que nos presenta varias escenas en la que nuestros personajes están al borde de la muerte. Los sustos  que me ha pegado este libro no son normales, de verdad os lo digo, menudo sufrimiento en algunos momentos. Sigue manteniéndose la esencia de la saga, esa idea de hadas traicioneras y mentirosas, no sabemos en quién confiar y el que nos da la mano puede ser justo el que está organizando nuestra caída. Me ha gustado mucho esto, porque te hace meterte de lleno en las conspiraciones que hay alrededor de los protagonistas. También he disfrutado especialmente de la doble cara de las creaciones del herrero, la faceta retorcida de los seres feéricos y, por supuesto, los cambios habidos en el comportamiento de la familia de Jude, porque sus miembros son un caso a parte. 
Jude me ha gustado mucho en este libro, como siempre, y también he de decir que me gustó la dosis de humildad que recibe cuando ve a Cardan, porque se creía muy lista, pero de algunas cosas no se entera mucho jaja El caso es que sigue siendo igual de guerrera y teniendo esa mente estratega que tanto me gusta. Su relación con Cardan por fin ha terminado de gustarme, ya sabéis que al principio no era muy fan, pero en el segundo libro empecé a tomarles algo más de cariño cuando estaban juntos... En este libro ya me han convencido, los he visto cómplices y me gusta cómo se quieren ahora. Por cierto, las cartas que le escribe Cardan a Jude son maravillosas, no vienen incluidas en el libro, pero en internet las podéis encontrar, os recomiendo que las leáis, solo para que suspiréis jaja Es verdad que la relación dista mucho de ser sana, nada justifica el comportamiento de Cardan en El príncipe cruel, pero a pesar de ello, he llegado a apreciarlos como pareja, aunque sea que es tóxica. Sobre Cardan, diré que en este libro le he cogido bastante simpatía, porque se abre en canal para nosotros y podemos entenderlo un poco mejor y conocer cuáles son sus sentimientos reales con respecto a todo lo que está ocurriendo. 

"Puede que desear que alguien te quiera no sea lo peor del mundo, aunque no seas correspondido. Aunque te duela. Puede que la debilidad forme parte de la esencia del ser humano". 

No puedo dejar de mencionar a Madoc, porque es contradictorio en sí mismo. Es un personaje que me parece muy complejo de entender, porque se ve cegado siempre por la ambición, la sed de poder y también de sangre, pero a la vez es padre y le dan momentos de lucidez y de amor por sus hijas, aunque no sea un amor sano. Este hombre ha protagonizado escenas que me han dejado loca, creo que es de los que más juego dan. Por otro lado, tenemos a Taryn, la hermana gemela de Jude, que la menciono solo para decir que sigue cayéndome muy mal, por muchas cosas que haga para remediar sus errores. Creo que no se merece todo lo que Jude hace por ella, ni de lejos. 

El único "pero" que le encuentro al libro es la resolución del problema con la serpiente, que se veía venir desde que el animal apareció, pero la autora se toma su tiempo antes de desvelarlo. Me estaba poniendo de los nervios, porque se sabía la solución al acertijo desde el principio y Jude tarda la vida en descifrarlo, me quitó un poco la ilusión eso, la verdad, podrían habernos tenido más intrigados en esa parte con algo más complicado.

El final me pareció el perfecto para la trilogía, con todo en su lugar y cada personaje donde debe estar., y los castigos impartidos me parecieron muy ingeniosos De hecho, tuve que tomarme unos días para procesar todo lo que ocurre en esta lectura, todo lo vivido con estos personajes de los que me duele despedirme. Eso sí, por lo menos me queda aún por leer otro libro que está contado desde el punto de vista de Cardan, que se titula Cómo el rey de Elfhame aprendió a odiar los cuentos. Dicen que es un libro que está muy bien, así que espero conseguirlo pronto.

¡Besotes!


domingo, 27 de marzo de 2022

De sangre y cenizas

 ¡Hola, hola!

Sé que estoy publicando de manera bastante espaciada, pero es que la vida no me da para más. Hago lo que puedo, de verdad os lo digo, me da mucha pena no estar aquí tanto como me gustaría, pero bueno, por lo menos no tengo el blog completamente abandonado. Hoy os traigo nueva reseña, para que terminemos bien la semana. Por cierto, el viernes salió la segunda temporada de Los Bridgerton en Netflix, ¿la habéis empezado? Yo he visto tres capítulos, y seguramente en un rato me ponga a ver el siguiente. Por lo pronto me está gustando, hay cambios, pero tampoco muy sustanciales, ya se verá en los siguientes, que he visto opiniones que ponen la temporada a caer de un burro porque no respetan el libro, y yo adoré el libro... En fin, me callo, que me gusta más hablar que comer, y os dejo con la reseña.


Nombre: De sangre y cenizas.


Saga: De sangre y cenizas #1


Autora: Jennifer L. Armentrout.


Traductor: Guiomar Manso de Zúñiga.


Editorial: Puck.


Páginas: 672

Elegida desde su nacimiento para dar comienzo a una nueva era, la vida de Poppy nunca le ha pertenecido. La vida de la Doncella es solitaria. Jamás la tocarán. Jamás la mirarán. Jamás le hablarán. Jamás sentirá placer. Mientras espera al día de su Ascensión, preferiría estar con los guardias luchando contra el mal que se llevó a su familia que preparándose para que los dioses la encuentren lo bastante digna. Pero la elección nunca ha sido suya. Un deber... El futuro del reino entero recae sobre los hombros de Poppy, algo que ni siquiera está demasiado segura de querer para ella. Porque una Doncella tiene corazón. Y alma. Y deseo. Y cuando Hawke, un guardia de ojos dorados que ha jurado asegurar su Ascensión, entra en su vida, el destino y el deber se entremezclan con el deseo y la necesidad. Él incita su ira, hace que se cuestione todo aquello en lo que cree y la tienta con lo prohibido. Un reino… Abandonado por los dioses y temido por los mortales, un reino caído está surgiendo de nuevo, decidido a recuperar lo que cree que es suyo mediante la violencia y la venganza. Y a medida que la sombra de los malditos se acerca, la línea entre lo prohibido y lo correcto se difumina. Poppy no solo está a punto de perder el corazón y ser considerada indigna por los dioses, sino que también está a punto de perder la vida cuando los ensangrentados hilos que mantienen unido su mundo empiezan a deshilacharse.





Este libro llamó mi atención desde antes de salir en España. Ya sabéis que soy fan incondicional de Jennifer L. Armentrout, sobre todo en el género fantástico, así que desde que supe de la existencia de este libro, sabía que tenía que leerlo. Luego salió a la venta y tuvo un boom increíble, no paraba de verlo por redes sociales y llegué a tener la sensación de que era la única de la blogosfera que no había leído el libro. Hasta que una amiga lo compró, se lo leyó y me lo prestó, y yo le estoy eternamente agradecida.

Sinceramente, la primera parte del libro se me hizo bastante lenta y confusa, me costó engancharme. Llegué a pensar que me iba a llevar un gran chasco, sobre todo por lo mucho que le había gustado la historia al resto de lectores. Me da un montón de información en pocas páginas y estamos un poco desubicados, sobre todo con lo que significa ser la Doncella y también con quiénes son los Ascendidos, atlantianos, Descendentes, Demonios... Las primeras ciento y pico páginas son un poco del estilo, bastante introductorias y con muchos datos que no sabes cómo encajan exactamente. Hasta que poco a poco nos vamos familiarizando con la sociedad que nos presenta la autora, las habilidades de determinados personajes y, por supuesto, cuando empieza a arrancar la acción, porque hay bastante. Pasado ese primer obstáculo, ya el libro se lee solo, yo lo terminé en nada y he disfrutado muchísimo de su contenido.

"La muerte es como una vieja amiga que viene de visita, a veces cuando menos se la espera y otras cuando la esperas. No es la primera ni la última vez que vendrá de visita, pero eso no hace que ninguna muerte sea menos dura o despiadada.".

Nuestra protagonista, Poppy, me ha gustado mucho, por lo valiente que es y la vena rebelde que la caracteriza, esa que tanto le gusta a la autora incluir en las protagonistas femeninas de sus libros. He empatizado mucho con ella, porque lo que tiene no es vida. Le han quitado totalmente su libertad de elección, con la excusa de que es la Doncella, la Elegida de los dioses, no puede hacer absolutamente nada: no puede relacionarse con los demás, no puede ir con el rostro descubierto, no puede vestir con otro color que no sea el blanco, no puede dejar que otros sepan de su misterioso don, no puede salir sola del palacio, y un sinfín de restricciones le están quitando la posibilidad de ser ella misma. Me ha dado mucha pena verla tan alejada de todo y frustrada por no poder ser como las demás, por verla dudar de si su amistad con Tawny es verdadera solo porque a Tawny le exigieron que fuera su dama de compañía, por verla creerse de menos e insegura solo por las cicatrices de su cara. Es cierto que a veces se pasa un poco con la agresividad, no sabe medirla, por lo que me sorprende que en otras ocasiones sea tan sumisa, como cuando tiene reuniones con la sacerdotisa o asiste a las "lecciones" del asqueroso duque. Supongo que hay que verse en su situación, ha sido criada de esa manera y le han dado tantos golpes, físicos y psicológicos, que tiene la autoestima bastante mellada.

La sociedad que presenta la autora es bastante interesante. Nosotros nos encontramos en el reino gobernado por los Ascendidos, que son bastante contradictorios, por no decir hipócritas. Dicen venerar a la Doncella por haber esta tenido la bendición de los dioses, pero la mantienen casi en cautividad y la maltratan. Son muy rectos, sin apenas expresión y con falta de empatía, de hecho, en algunos casos dan serios discursos de manipulación. Desde el inicio vemos que algo no está bien ahí, en la forma de gobernar, pero claro, se ha hecho así toda la vida. El caso es que ellos tienen construido un muro que los protege de los ataques de los Demonios, unos seres que aparecen envueltos de neblina, que no sabemos de dónde salen, pero sí que son un gran peligro para la población. Los Ascendidos, a su vez, se protegen de los atlantianos, que provienen de Atlanta, y quieren dominar el reino, dirigidos por el príncipe Casteel, aka Señor Oscuro, y sus seguidores se hacen llamar los Descendentes. De primeras, es un tanto complejo diferenciar estas cosas y también los tipos de seres que hay, sobre todo porque se nos habla de los atlantianos, que tienen dos colmillos largos, y de los volwen, especie ya extinguida, que tienen cuatro.

De nuestro protagonista masculino, Hawke, no sé bien qué decir. Es un personaje que al principio no me convencía, sospeché de él nada más entró en escena, pero luego le fui tomando cariño a medida que lo iba conociendo. Lo que más me gusta de él es lo mucho que defiende a Poppy y que la trata como se merece, parándole los pies a quien se pasa de listo con ella. La parte del juramento me emocionó, sin duda. Hawke es un misterio, porque todo el mundo parece adorarlo, y se va dando información sobre él, pero a cuentagotas, eso sí, sus momentos con Poppy son una maravilla.
Sobre el romance que hay no voy a hablar mucho, porque creo que sin querer, destriparía cosas importantes y no quiero hacerlo. Solo diré que es bonito ver cómo evoluciona, pero no lo considero el romance ideal.

"¿Y qué opinaba yo de la verdad? Que a menudo podía ser aterradora, sí. Pero con la verdad venía el poder. Y nunca había sido aficionada a esconderme de la verdad".

Otro personaje que me gustó mucho es Vikter, el guardia que es como un padre para Poppy, que la enseña a defenderse y le da más libertad, haciéndose el tonto cuando se entera de determinadas cosas de las que debería avisar a los reyes del "mal" comportamiento de Poppy. Sin embargo, creo que en algunos momentos debería haber saltado a defenderla, y no mantenerse al margen. De resto, mencionaré solo al duque y a lord Mazeen, que son lo peor y se merecen todo lo malo que les pueda pasar.

En relación con el final, diré que hay muchos giros de trama. Algunas cosas se veían venir, pero otras me dejaron boquiabierta, y encima la última frase del libro es como: whaaaaaaaat? Necesidad inminente de leer la segunda parte, la cual es mi lectura actual, por cierto, así que podéis verificar que es real la necesidad de tenerla a mano. En serio, algunas cosas me dejaron flipada. Además, el libro está lleno de acción y muertes, la autora no se corta a la hora de prescindir de personajes encantadores, os lo digo desde ya, para que os preparéis psicológicamente. 

¿Vosotros habéis leído el libro?¿Os ha gustado tanto como a la mayoría?

¡Besos!




LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...